redaccion@godeporte.com
martes, octubre 16, 2018
División de HonorFútbol

El Poli, ‘de cabeza’ a por la Tercera División

division de honor futbol almeria malaga

Como si lo fuera ya. Así disputa sus partidos el Poli Almería, sintiéndose de Tercera. El Malaka demostró ser uno de los mejores equipos que ha pasado por el Emilio Campra este curso, aunque no lo pareciese por el marcador final encajado, pero es que los rojiblancos de pantalón azul están mentalizados de jugar solo finales ante la oportunidad de reeditar su historia ‘nacional’. Las dos siguientes son realmente así, ante el líder Torreperogil en Jaén y ante el cuarto Alhaurino en casa, para optar al liderato o asegurar una tercera plaza que sería ya de por si extraordinaria.

El comienzo del partido fue un toma y daca en el que primero golpeó el Poli, con centro preciso de Narci caído a la derecha para habilitar el testarazo certero de Ruzzo. Era el minuto 6 y se subía el 1-0 con el que afianzar el plan. Pero en frente de su banquillo, el sancionado Jorge Garcés veía el peligro que llevaba en cada balón que jugaba el ‘9’ visitante, un Vergara fuerte y de buen juego de espaldas a la portería. Suya fue la mejor ocasión tras haber chutado muy alto primero, ya que una gran triangulación en la frontal lo dejó solo ante Manu, pero cruzó demasiado a la derecha de la portería.

Fueron 20 minutos frenéticos en los que los almerienses también generaron peligro, sobre todo con un mano a mano en el que Ruzzo fue generoso y cedió para Moru, que se topó con Gonzalo cuanto se cantaba el gol. Ya entre un mayor control local, Ruzzo perdonó en otro mano a mano que quiso picar sobre Chei, y Rubén chutó al lateral de la red con el efecto óptico de que había sido gol.

La segunda mitad comenzó otra vez con Ruzzo pudiendo ampliar la renta tras un pase magistral de Carlos Montellano, pero detuvo Chei el tiro incomodado por Pablo Cano. El Malaka quiso y tuvo el balón, pero más allá del cierto incordio de Vergara, no generó peligro ni tiró a puerta. En el 59 fue Narci el que perdonó solo con una vaselina desviada. Carlos Montellano provocó una falta que él mismo botó perfecta al segundo palo, en el que se elevó como mandan los cánones Josema, aguantando arriba y cabeceando al palo largo para hacer el 2-0 en el minuto 61.

Después Vergara se fue al suelo en una pugna con Mati y vio la segunda amarilla al entender Zapata García que había simulado. La comodidad del Poli se hizo ya definitiva cuando Rubén rescató un balón y lo puso a la frontal del área chica, donde cabeceó el tercero Adri Miranda totalmente solo en el minuto 73. Solo tiró el Malaka a puerta dos veces, una a las nubes y otro bueno de Jesús Álvarez que desvió Manu. El 4-0, el único no ‘de cabeza’ fue de Ruzzo, al que Adri Miranda le puso el cuero para que solo tuviera que empujarlo a las mallas entre protestas del Malaka, con sus jugadores parados, por supuesta falta del punta rojiblanco en la disputa del balón, cargando el cuerpo para plantarse solo ante Chei.

Leave a Response