Unicaja no falta a las ‘Pequeolimpiadas’ de Viator

Acomoda ‘El deporte es vida’ a los más pequeños y participa en una maravillosa iniciativa de la guardería viatoreña

el deporte es vida social voleibol
Jean Pascal y Casimiro simulan un partido con globos entre dos equipos en el hall de la guardería

La labor del equipo docente de la Escuela Infantil Viator se deja notar claramente en los que son los viatoreños del futuro, los más pequeños de una localidad que puede estar tranquila de cara al mañana. Gracias a un día a día lleno de novedad y de ilusión, los niños y niñas están cargado de inquietudes, tienen un gran interés y curiosidad por conocer y son lo suficientemente despiertos para, con la ayuda de sus ‘seños’, ir descubriendo de manera natural todo lo que les rodea. En esa línea se ha fraguado un trabajo que no parece tal ni para unos ni para otros, porque de puertas para adentro de estas modélicas instalaciones municipales, todo es clima de diversión y de actitud proactiva, sabiendo aprovechar el tiempo.

Cuando Jean Pascal Diedhiou y Antonio Casimiro ‘Artés’ entraron en la E.I. Viator lo primero que les abordó fue un ambiente de felicidad, el idóneo para la formación de los pequeños y diametralmente opuesto a un mero ‘aparcamiento’ de niños en el que solo se les cuida. La directora de la escuela, Marian Cruz, tiene la clave para que así haya sido siempre: “Desde el comienzo, hemos tenido inquietudes educativas novedosas con las que ofrecer a todos nuestros pequeños y pequeñas un desarrollo basado en el juego y la diversión”. No se quiere lo mejor, sino que se busca lo excelente: “Fuimos seleccionados entre los diez mejores proyectos en AMEI ‘Buscando la excelencia educativa’, concurso de gran prestigio nacional, con ‘Con los juegos sin pilas disfrutamos toda la vida’”.

Con ese proyecto los niños conocieron y practicaron diversos juegos tradicionales mediante actividades intergeneracionales. No solo ese fue un éxito, sino que se han especializado en cosechar reconocimientos: “Llevamos años trabajando con proyectos originales en nuestro centro, como de risoterapia ‘Cosas que me hacen feliz’, que fue publicado en el año 2017 por la revista Escuela Infantil, y que fue finalista en el concurso anual de esta misma revista”. En ese contexto de ir a más, la E.I. Viator ha organizado sus ‘Pequeolimpidas’, en las que el Club Voleibol Unicaja Almería ha tenido el honor de participar: “Este curso nos hemos propuesto superarnos, y lo que comenzó como una temática de carnaval se ha convertido en el proyecto más importante llevado a cabo en nuestra escuela”.

A través de la temática de las Olimpiadas, “han ido surgiendo poco a poco ideas, inquietudes y actividades a través de las cuales se trabajan diversos conceptos como los colores, a través de los aros olímpicos y su significado, los números, por los dorsales y el podio, países y banderas, los tipos de deportes, trabajo en equipo y compañerismo, hábitos de vida saludable, la igualdad de género y el valor de las diferentes capacidades”. En este marco encajaba perfectamente Unicaja, que se sumó a David García del Valle y a María José Rienda como el tercer y último de los protagonistas llevados a la escuela durante las ‘Pequeolimpiadas’. Jean Pascal y ‘Artés’, dadas sus condiciones humanas, rápidamente se vieron envueltos en el clima propuesto por el equipo docente y disfrutaron de una mañana maravillosa.

Marian Cruz lo deja claro: “Fue un gran honor tener en nuestra escuela a grandes jugadores como son ellos dos, que pasaron por las siete aulas saludando a todo el alumnado y jugando con él a la pelota para seguidamente reunirse en el hall del centro con los de 2 años”. Gran soltura demostraron los pequeños formulando una serie de preguntas que ambos jugadores respondieron: “Nos encantó la forma que tuvieron de dirigirse a los pequeños, fueron muy cercanos y cariñosos, y también disfrutamos de una demostración antes de finalizar con una gran foto de familia y un intercambio de obsequios”. Primero con los balones oficiales, pero sobre todo después con globos, se hizo un multitudinario ‘partido’ en el que todos jugaron.

La actividad se desarrolló con la presencia activa de Manuel González, el concejal de Educación y Deportes de Viator, ya que gracias al Ayuntamiento, titular de una instalación de primer nivel gestionada por Clece desde el año 2015, se ha podido desarrollar esta bonita iniciativa. Consta de siete aulas y tiene capacidad para 102 alumnos en un edificio señero que en breve “albergará la futura Casa de la Cultura y que está preparado para poder elevarse otra planta más y seguir creciendo tal y como el municipio se merece”, según el propio González. Por esas aulas pasaron los dos jugadores ahorradores acompañados por Santiago López, coordinador de Escuelas Infantiles de Clece en Almería, ganándose el cariño de los pequeños.

‘El deporte es vida’, la actividad de referencia en la historia del compromiso social del club, vino a encajar a la perfección con la propuesta de las ‘Pequeolimpiadas’ de la E.I. Viator, sembrando la más tierna semilla de voleibol en niños de una muy corta edad, pero sobre todo con el ejemplo en carne y hueso de lo que se buscaba desde el equipo docente del centro, “inculcarles desde muy pequeños el espíritu deportivo y hábitos de vida saludables”, en palabras de la propia Marian Cruz.

Deja tu opinión