Ningún despiste más, UDA: obligados a vencer

Lo que sucedió en Mallorca no puede volver a producirse si queremos mantener la plaza en la Liga de Fútbol Profesional

la liga 123
Celebración rojiblanca durante la primera parte del choque que se venció hace dos semanas al Numancia (Foto: JL Matarín)

El mal encuentro que nuestra UDA nos brindó el pasado sábado en Son Moix frente al Mallorca quiero pensar que no se va a volver a repetir en ninguna de las tres próximas y últimas jornadas que restan para poner punto y final a La Liga 1|2|3. Mañana volvemos a tener otra cita muy importante y que, además, es una nueva oportunidad que el fútbol nos pone delante para poder dar un paso más hacia el objetivo final: la permanencia.

Una permanencia que principalmente pasa por sacar los tres puntos de esa final ante el CD Mirandés, en el Mediterráneo, y que a priori no tiene pinta de que vaya a ser coser y cantar. Ojalá me equivoque. Pienso que aunque el rival tenga una muy mala situación en la tabla y llegue como farolillo rojo a Almería, saldrá a ponérnoslo difícil, ya que los ‘jabatos’ —apodo con el que se les conoce a los burgaleses— aun ,matemáticamente, no están descendidos.

Ramis comentaba esta semana que ve a su jugadores preparados, convencidos y con total garantía para poder sacar el partido adelante, aunque también tiene muy claro que la intensidad y la concentración que el grupo le imprima al choque va a ser muy importante para evitar cualquier tipo de susto. Por lo tanto, lo que pasó en Mallorca no puede volver a repetirse.

Sinceramente, creo que es el momento de ganar y no de especular, de ver a ese buen Almería que a lo largo de la temporada, aunque no en muchas ocasiones, nos ha hecho disfrutar, por momentos, en el Estadio de Los Juegos Mediterráneos, y de regalar una alegría a una afición que nunca le dio la espalda y que siempre fue fiel a su equipo a pesar de los malos resultados.

Este sábado se prevé otra buena entrada, puesto que la cita y la lucha contra el cáncer infantil así lo requiere. Salgamos a vencer al Mirandés, no nos quedan muchas más balas en el revólver y la salvación está en casa. De no hacerlo, las cosas se podrían complicar, y el depender de sí mismos —algo muy importante a estas alturas de temporada— podría dejar de ser así y tener que empezar a hacer cábalas con otros resultados.

Mirandés, Getafe y Reus van a marcar nuestro más inmediato futuro en la LFP, sepamos aprovechar la situación de vernos fuera de esos puestos de descenso y pongamos el broche a una mala temporada, pero que finalmente puede tener un final feliz para TODOS evitando un posible descenso.

¡UDA, NO LE FALLES A TU GENTE!

Deja tu opinión