Sale Narváez, entra Gianfranco y continua Gabri

El mediapunta ficha en Marbella y el sustituto de García, que va al Extremadura, será el argentino procedente de la UDA

cd el ejido fichajes segunda b
Gabri y Narváez a un lado y otro de Gianfranco, los dos primeros en imágenes del partido de la permanencia ante el Mérida

Sigue hilvanándose paso a paso la plantilla del CD El Ejido ‘de la ambición’, y lo hace con un fichaje para un puesto clave como es el de bajo palos. El nuevo portero, a la par que se negocia para la renovación de Álvaro, es Gianfranco Gazzaniga Farias, con el que el club celeste se muestra encantado: “Se convierte en un refuerzo de lujo”. Nacido en Murphy (Santa Fe) tiene 23 años, cuenta con la doble nacionalidad argentina e italiana y llega procedente de la UD Almería. De rojiblanco contó incluso para el primer equipo antes de pasar a tener problemas en su relación con la entidad capitalina.

Se vincula al proyecto celeste por una temporada y se ha tenido en cuenta a la hora de su fichaje que “destaca por ser un guardameta completo, con un gran dominio de los balones aéreos, jugador con carácter, capacidad de liderazgo, buen juego con los pies y experiencia en la categoría”. No en vano, jugó la promoción de ascenso con el filial de la UDA. La palabra que él mismo ha utilizado para definir el futuro del club ejidense es “apasionante”, y tiene ganas de reivindicarse porque le han obligado a estar un año en dique seco. Con todo, su despedida pública fue cordial y sin reproches.

En el vestuario se encontrará con Juan Gabriel Cortés Fernández “Gabri”, que finalmente ha llegado a un acuerdo para la renovación de su contrato por las próximas dos temporadas. Natural de Adra, el mediocentro tiene 26 años y se ha convertido en un referente para Alberto González, que ha depositado en él los galones de la línea de creación. De hecho, suyo es el ascenso a la categoría y la permanencia, esta última tras 31 partidos y un total de 2.233 minutos. El almeriense “asegura lucha, poderío y buen criterio en el manejo del balón en la línea de medios del equipo”.

Así lo estima el club, que no puede retener para unos metros más adelante a Sergio Narváez, que se marcha al Marbella por “motivos familiares”. El CD El Ejido “agradece al jugador su profesionalidad y contribución para conseguir el objetivo de la permanencia”, mientras que el mediopunta hace lo propio hacia la afición y el club “por el trato recibido en estos meses”. Será rival en el campo, pero lanza sus “mejores deseos” para el nuevo proyecto celeste”, que se entiende que luchará en la zona alta de la clasificación con el objetivo mínimo de entrar en los puestos de Copa del Rey.

Deja tu opinión