Unión Rugby Almería toca a rebato

El partido ante Arquitectura se convierte en definitivo y contará con la presentación de todos los equipos del Proyecto URA

almeria division de honor b
Aspecto del Emilio Campra en uno de los primeros partidos de la temporada, con un ambiente magnífico en la grada del estadio

Movilización general. No hay excusas. Es la hora de la demostración definitiva de fuerza de un club incipiente pero de bases sólidas y de una ciudad que debe demostrar que es justa con quien le aporta todo lo que tiene, que es muchísimo en el caso de URA. Los rugbiers almerienses componen una masa social muy amplia y heterogénea que de una vez por todas quiere y debe hacerse oír. Casi dos temporadas completas en División de Honor B del primer equipo y todavía no se ha solucionado la principal reivindicación, la de una instalación digna en la que se pueda atender a la demanda y al crecimiento imparable que pese a las limitaciones sigue a un ritmo muy alto.

Lo que ha planificado la directiva de Unión Rugby Almería tiene mucho que ver con eso, pero también con empujar hasta el triunfo a su primer plantel en el vital partido que lo mide ante Arquitectura el próximo domingo día 19. Desde las 12.30 horas, los hombres dirigidos por Pablo Jiménez están obligados a vencer a los madrileños, el primer club histórico al que se ganó la temporada pasada en Madrid con una patada a palos final de Nacho de Luque, para su lucha por seguir vivos en la segunda máxima categoría nacional. La grada ha sido y es un baluarte para el equipo, pero en esta ocasión se busca que lo sea incluso más, batiendo el récord de asistencia, situado en 1.300 espectadores.

Como la ocasión es propicia, ya que supone un gran escaparate, se ha ideado un desfile de todas las ‘compañías de los ejércitos cruzados’, en una magna presentación de los equipos que componen todo el entramado del Proyecto URA. Desde los más pequeños, la categoría Sub-6, hasta los numerosísimos veteranos enrolados en los Lomos Plateados, pasando por los integrantes del URA Clan y por el cada vez más consolidado equipo femenino. Como es lógico y digno de tenerse en cuenta, rodeando a los aproximadamente 800 rugbiers que saltan al campo habitualmente hay muchas familias vinculadas con este modo distinto de ver y de vivir el deporte, en comunión con la convivencia.

“Los valores son nuestra razón de ser, y tenemos que ser reiterativos con ello porque ahora es cuando más falta están haciendo en nuestra sociedad”. Miguel Palanca, presidente de Unión Rugby Almería, sabe que su mensaje está cada vez más hondo en el sentir de la ciudad y de la provincia, sencillamente porque lo merece: “La razón nos asiste, ya que solo hay que ver fin de semana tras fin de semana lo que sucede en otros ámbitos del deporte, con violencia fuera y dentro del campo, con malos ejemplos, con una educación totalmente errónea de los niños y niñas de la cantera… y ver lo que nosotros ofrecemos y también hacemos realidad, sin cantos al sol, con demostraciones permanentes”.

El mandatario unionista tiene claro que “URA es quien más aporta, el club que más cosas hace, el que siempre está innovando y desarrollando nuevas cosas, nuevos proyectos, que a los demás ni se le ocurren”. Uno de sus ejemplos más rotundos y preferidos es el URA Clan, el trabajo y la diversión compartida con niños con neurodiversidad que llena las mañanas de sábado en el Juan Rojas con un avance claro de la sociedad hacia la normalización y la integración: “No es culpa nuestra que los demás no cojan este tipo de iniciativas, ojalá fuera lo contrario, pero por ahora quien no para de proporcionar cosas positivas es el rugby y la gente, cada vez más numerosa, que lo compone”.

Por todo ello, el próximo fin de semana se vivirá un momento determinante en el futuro cercano de URA, aprovechando la visita de CD Arquitectura, “con dos vertientes bien claras: intentar ayudar a salvar la bonita categoría de División de Honor B y la permanente lucha por conseguir una instalación”. Junto a la palabra ‘valores’ hay otra que no se cae de la boca y del pensamiento de un Miguel Palanca incansable, como es ‘respeto’: “El que tienen otros equipos de la misma categoría y que nosotros no tenemos”. La lucha de los unionistas se hace en varios frentes: “Contra los rivales, contra lo molestos que somos para algunos de ellos estando ‘tan lejos’ y contra la dejadez institucional”.

Está claro que lo que toca desde el presidente hacia los suyos “es un rotundo llamamiento a la defensa de nuestra dignidad”. Queda claro que “quien sienta el rugby por un lado, y quien quiera una sociedad en valores por otro, debe acudir al Emilio Campra este próximo domingo”. Habrá un tercer tiempo para todo el que quiera participar justo después de una programación rugbier en la que habrá partidos entre los veteranos de Lomos Plateados, una exhibición de lucha del Grupo de Combate Sves y el desfile y posado de todos los equipos de URA, que formarán ante su público sobre el césped antes de que se efectúe el calentamiento del partido de División de Honor B.

“Van a pasar dos temporadas en la segunda máxima categoría, con un apoyo empresarial que va en aumento y que estamos seguros de que será mucho más en adelante, pero que aún no es suficiente para un proyecto en el que se están haciendo cosas que otros no hacen”, insiste Miguel Palanca. Lo del día 19 será “una demostración de quienes somos y de lo que somos, con hasta 17 equipos sobre el campo y una impresionante mancha de adeptos en la grada”. El rugby es una causa, y no una consecuencia: “No vemos el deporte como la obligación de competir, habrá niños y niñas que sigan jugando siempre y otros no, pero todos lo tienen como parte de su formación en valores”.

De puertas hacia fuera, Palanca reconoce que espera un gran éxito el domingo en el Emilio Campra: “Nos gustaría que fuera una demostración de apoyo unánime a nuestro proyecto y a nuestro deporte, una manifestación de apoyo a URA”. El presidente sabe que no hace falta recordar a esa masa a la que representa que existen muchos ‘motivos’, pero es un vocablo que viene a dar a la perfección un sentido a la organización perfecta del gran día del rugby: “Los motivos no los tenemos que buscar, ni tampoco hacer un esfuerzo para hacer una enumeración, sencillamente porque están en nuestro día a día, así que solo hay que enseñar lo que somos de verdad”.

Deja tu opinión