Los equipos juveniles de Urci Almería comienzan la temporada con buen pie y consiguen el triunfo

En la categoría sénior, el masculino planta cara en Lanzarote e Ikersa Urci Almería continúa adaptándose

Juvenil femenino
Piña de las jugadoras del conjunto juvenil femenino del CD Urci Almería

No hay mejor forma que comenzar una temporada que con victoria, y si son dos mejor. Los juveniles del CD Urci Almería, tanto en sección femenina como masculina, comenzaban el curso liguero 2016/17, en el que son favoritos para estar en la parte alta, recibiendo a sus rivales en el pabellón del CEIP San Indalecio de La Cañada.

Las primeras en saltar a la pista fueron las chicas, puesto que su jornada estaba fechada el pasado viernes. Desde el comienzo se vio la superioridad urcitana, lo que acabó derivando en la llegada de los goles y en una diferencia al descanso de 7 tantos (16-9).

Durante el desarrollo de la confrontación, la portera Melani Hernández fue protagonista al detener tres lanzamientos desde los siete metros, mientras que, en la vanguardia, las juveniles de primer año Helena Giménez, Gema Sánchez y Alicia Cabezas destacaron en el contrataque y en la capacidad anotadora.

Por ello, la segunda parte mantuvo el dominio de Urci hasta que el marcador final señaló un 35 – 17.

Más tuvieron que pelear los chicos juveniles, aunque también acabaron dejando en casa los puntos que había en juego. El estreno masculino de Urci Almería dejó un choque con dominio alterno en el que las distancias fueron cortas en todo momento. De hecho, solo aumentó a más de tres goles en la recta final.

Así pues, tras una primera mitad que se marchó al descanso con 16-15, el potencial físico fue el principal aliado de los almerienses para ir desequilibrando la balanza a su favor y cerrar el primer partido del curso liguero con el resultado de 33 – 29.

Categoría Sénior

Ikersa Urci Almería fue protagonista de un partido que tuvo dos caras: una de dominio local y otra visitante. Esa última acabaría decidiendo el desenlace.

El pabellón Moisés Ruiz sería testigo de una nueva jornada de la División de Honor Plata Femenina. En esta ocasión, las pupilas urcitanas recibían al conjunto malagueño Los Olivos con serias intenciones de encontrarse con un triunfo que pelearon, pero que se acabaría escapando en la segunda mitad.

Aunque hubo fases de igualdad, el primer acto fue para el cuadro almeriense hasta el punto que ver el marcador favorable fue constante. En el minuto 29 era de 16-14, pero un lanzamiento desde los siete metros recortaría distancias y dejaría a Urci Almería con el hándicap de iniciar el segundo periodo con una jugadora menos por una expulsión de dos minutos.

La superioridad numérica fue aprovechada por Los Olivos para primero empatar y después colocarse por delante en los primeros compases de los segundos treinta minutos. Fue entonces cuando las locales tiraron de orgullo y continuaron plantando cara a su rival.

Sin embargo, con el paso de los minutos, el cuadro malagueño estuvo más acertado y fue escapándose en el electrónico hasta el 24-28 que hizo que los puntos se escaparan del feudo urcitano.

En cuanto a la sección masculina, el desplazamiento de CD Urci Almería a Lanzarote acabó convirtiéndose en una odisea, debido a que a las numerosas bajas se sumó la dificultad para cuadrar los horarios de viaje y acabó perjudicando en la fuerza de los jugadores.

A las cinco de la mañana sonó el despertador en Sevilla para que la expedición pusiera rumbo hasta la isla del archipiélago canario, pero a su llegada al escenario del partido no tenían lugar en el que descansar, lo que acabó notándose, sobre todo, en el segundo acto.

Aun así, los almerienses plantaron cara a una plantilla confeccionada a golpe de talonario para alcanzar el ascenso de categoría. Pablo Muñoz fue el jugador que estuvo entre los más destacados de los que lucían la elástica negra, aunque la garra de este miembro del vestuario, como del resto de sus compañeros, no evitaría que la diferencia de diez tantos luciera en el luminoso (30-20).

Deja tu opinión