Siete medallas para el kárate alevín y benjamín

Los alumnos de la EDM recaban tres oros, tres platas y un bronce en el Campeonato de Andalucía Promesas

El entrenador y director del Club Kanku y su Escuela Municipal, Cayetano García, con los pequeños y sus preseas

El Club Kanku, gestor de una de las Escuelas Deportivas Municipales de Kárate de la capital continúa fiel a su filosofía de fomentar el deporte desde la base, trabajando a la par técnica y valores. Esta es la clave del éxito de un equipo que se llevaba este fin de semana siete medallas en el Campeonato de Andalucía Promesas, disputado en Carranque, Málaga. Esta cita de katas para alevines y benjamines reunió a aproximadamente 300 karatecas de toda la región.

Estas siete preseas tienen nombres propios: Víctor Carrillo y Beatriz Simón se llevaron el oro en benjamín, mientras que su compañero de categoría, Adrián Reyes, hacía lo mismo con la plata. Entre los alevines un oro recayó en Ham Díaz, dos platas en Zaira Blanes y Álex Bermúdez y un bronce en Lucas Rodríguez.

El entrenador de estos pequeños y director del Club Kanku y su Escuela Municipal, Cayetano García, resalta especialmente “al más pequeño de todos, Adrián, que tiene apenas 5 años y en increíble. El día anterior estuvo también corriendo las carreras infantiles de la Media. Lo aprende todo”. El orgullo y la emoción con que habla el técnico de sus alumnos no es de extrañar, ya que como él mismo afirma, “para mí solo por llegar hasta aquí, y más con esta edad, todos son súper campeones. Lo más importante es la diversión y el aprendizaje, no ganar”.

Una valoración muy positiva resume un encuentro con muchos clubs de toda Andalucía que precede a las próximas competiciones. La preselección del equipo almeriense de combate y kumite está a la vuelta de la esquina y el 25 de febrero, el club Kanku viajará a Guadalajara con 12 alumnos para disputar la primera jornada infantil de la Liga Nacional. El 4 de marzo, Priego (Córdoba) será la sede del Campeonato de Andalucía Absoluto de combate y katas infantil, alevín juvenil.

Un calendario lleno de compromisos para el que los pequeños de la Escuela ya se preparan con ilusión y ganas. Parte de ese espíritu es la gran familia que se mueve en torno a los karatecas, a los que Cayetano García no duda en destacar. “Gracias a los padres y, por supuesto, al equipo técnico. Sin ellos esto sería imposible”, recuerda el entrenador.

Deja tu opinión