Cristina Trejo estira 70 centímetros y su bronce tiene el color del oro en el Campeonato de España

La pupila de Toni Zarauz sigue ensanchando su palmarés y el de Atletas de Almería pese a los problemas físicos que arrastra

atletas de almeria
Cristina Trejo muerde su nueva medalla junto a su mentor y entrenador Toni Zarauz una vez pasada la tensión de la competición

El relato de las andanzas de esta joven deportista se hace cada vez más interesante, y pese a que a su corta edad es una ‘vieja conocida’ del atletismo nacional, jamás deja de sorprender con su capacidad. El invierno ha sido duro para ella, pero una guerrera de verdad jamás se rinde y pese a los problemas estomacales que la han lastrado demasiado tiempo dio una exhibición el pasado fin de semana. No hay quinto malo, dice el refrán que hizo suyo Cristina Trejo. En ese lanzamiento precisamente pulverizó su registro personal, que ya había superado durante la prueba, y llegó hasta los 13,13 metros.

Atletas de Almería tiene en ella un valor seguro porque sencillamente sabe y le gusta competir. Es donde mejor se siente, mirando cara a cara a la tensión por mucho que la barriga le diera un serio aviso tras el corte del tercer tiro. El lanzamiento de peso puede estar tranquilo, ya que hay una buena hornada de mujeres que lo harán grande, que ya lo hacen grande, y entre ellas está una chica almeriense. Se puso Cristina en cabeza a falta de un suspiro, acariciando el oro, pero sus dos principales rivales rizaron el rizo y la adelantaron in extremis. No importa, porque un bronce está muy bien y porque se sabe cómo se ha logrado.

La Real Federación Española de Atletismo organizaba en el magnífico Velódromo Luis Puig de Valencia una nueva edición del Campeonato de España junior de atletismo en pista cubierta, al cual estaban invitados únicamente aquellos atletas con alguna de las exigentes mínimas de participación impuestas por la RFEA. Ese derecho es siempre adquirido con mérito por parte de la escuela de Toni Zarauz, que estaba convencido de que Cristina Trejo iba a hacer una demostración.Se encontraba en un grandísimo momento de forma batiendo una y otra vez su mejor marca personal durante toda la temporada invernal, con un mejor registro en competición de 12,43 metros.

Durante el calentamiento las sensaciones que transmitía a su técnico eran inmejorables, lo mismo que durante la semana previa al Campeonato. Esa fue la motivación de Zarauz a Cristina, buscando que se olvidara de las molestias estomacales. A la primera Trejo lanzó la bola hasta unos excelentes 12,56 metros, la mejor de su vida hasta ese momento, y que la ponían momentáneamente en segunda posición de la final a tan sólo 4centímetros del oro, pero quedaba mucho por remar. En el segundo hizo 12,54 y en el tercero 12,53 a 37 centímetros del cajón más alto del podium.

La representante de Atletas de Almería vivió el impasse con la tensión de sentir molestias en la barriga una vez más, pero Zarauz se apresuró en ‘resetear’ a su pupila con indicaciones sobre cómo ganar otro medio metro más a la gravedad. Cristina tardó en reaccionar, pese a que tenía ‘la medida tomada’ a la distancia y firmó 12,54 metros, detrás de los tiros más largos de sus rivales, de 12,86 y 13,12 metros. Toni estaba convencido de que podía ser campeona de España con un simple ajuste, y Trejo se llevaba las manos a la cabeza, incrédula, al escuchar la medición de los jueces en su quinto lanzamiento: 13,13 metros.

Un centímetro por encima de la segunda, era momentáneamente oro. Las rivales reaccionaban y, en la sexta y última ronda, la leonesa Mónica Borraz se iba hasta los 13,23 y la vasca Ane Torres hasta los 13,41 metros. Era finalmente medalla de bronce, pero que sabía a oro: “Lo tenía clarísimo, en los cuatro primeros tiros Cristina, aún batiendo su mejor marca, estaba cometiendo un ‘fallito’ que le hacía lanzar algo menos de lo que ella podía y una y otra vez se lo repetía; cuando lo conseguía en el quinto tiro, di un alarido de rabia que hizo girarse a medio pabellón, pues por fin lo lograba”.

El orgullo de Toni Zarauz respecto a su atleta no es nuevo: “Al final un increíble y magnífico bronce, en la que sin duda ha sido la mejor final de lanzamiento de peso de la historia de los Campeonatos de España Junior en pista cubierta puesto que nunca antes las tres integrantes del pódium habían sobrepasado la titánica barrera de los 13 metros; además, la marca de Cris ha rozado el ‘galáctico’ récord de Andalucía, que lo seguirá teniendo la fabulosa Lorena Aguilar con 13,32 metros”. La confianza de su técnico fue agradecida por la atleta: “Lo de Toni es increíble, cuando ni yo misma creía en mis posibilidades y me estaba rindiendo, él no hacía sino repetirme una y otra vez que me animara”.

Cristina hizo capítulo de agradecimientos: ” Cuando intenté hacer lo que me dijo y escuché su grito desde la grada, simplemente ‘flipé’, pero mucho más al escuchar a los jueces decir la marca, pues pensé que no llegaría a lanzar por encima de 13 metros como mínimo hasta este próximo verano y con muchos más meses de entrenamiento acumulados; quiero dar las gracias no sólo a Toni por confiar siempre en mí, sino a mi fisioterapeuta Paco Rueda por sus cuidados y a mis padres por su incondicional apoyo desde siempre”. La otra integrante de Atletas de Almería, Teresa Mangué, tuvo mala salida en los 60 metros lisos y pese a remontar se quedó fuera de las semifinales.

Deja tu opinión